Nueva película sobre trata de personas con fines de prostitución en beneficio de terceros: LA RUTA DE LA TRATA

by

La Ruta de la Trata

Según el cortometraje denominado “Las rutas de la trata”, producido por la @FundaciónMaríadeLosÁngeles –iniciada por Susana Trimarco luego del secuestro y desaparición de su hija, conocida como Marita Verón, el 3 de abril de 2002–, en la actualidad hay más de 12 millones de víctimas de las redes de trata en el mundo.
De ellas, 1,2 millones son niñas o niños.
En el video también se afirma que la trata de personas es el tercer negocio no legal más rentable del mundo, después del tráfico de armas y de drogas. Sin embargo, entre esos tres delitos hay una diferencia básica: las drogas y las armas no son seres humanos.
La película, realizada a mediados de 2012, es proyectada en las capacitaciones obligatorias que deben realizar, de manera anual, todos los conductores profesionales.
Eso sucede a partir de un convenio firmado entre la Embajada de Estados Unidos en Argentina, la Federación de Entidades Empresarias del Autotransporte de Cargas (FADEEAC), la Asociación Civil La Casa del Encuentro (que brinda asistencia, orientación y prevención integral de la violencia contra la mujer y la trata de personas) y la Fundación María de los Ángeles.
De esa manera, en promedio, cada mes 20.000 profesionales del volante del transporte de cargas y pasajeros ven el corto, lo cual sucede desde hace 20 meses.
“Se intenta que la gente recapacite y reflexione sobre la trata de personas –explica el secretario General de FADEEAC, Guillermo Werner–. Dicho por nuestros choferes, cada vez que ven el video empiezan a recordar que todos tenemos hijas, o una hermana, y que (ellas) pueden caer en la trata de personas.
Pensábamos que era algo que le puede suceder a otros, menos a nosotros”, asume.
A través de actores, “Las rutas de la trata” cuenta historias reales de mujeres que fueron esclavizadas con fines sexuales. En algunos casos, ellas fueron liberadas gracias a la denuncia de testigos. En otros, nunca aparecieron y lo que se relata es el punto de vista de sus familias.
“Hay un mito sobre el transportista y es que siempre estuvo ligado a la prostitución. Puede ser cierto que en una época fuera así, pero, sobre todo con el tema de los asaltos, hoy es casi imposible que un camión pare en la ruta a alzar a alguien. Los camiones cruzan zonas donde se sabe que hay trata de personas, por eso hicimos este acuerdo. Entonces, un aviso de un camionero puede ayudar a salvar de las garras de la trata de personas a algunas mujeres”, sostiene el dirigente.
◄Los caminos de la trata◄
En general, las redes buscan a personas con necesidades económicas o afectivas insatisfechas y se les promete un trabajo en otra provincia. En ocasiones, se las seduce desde el apego (son repetidas las historias de mujeres explotadas sexualmente por sus propias parejas). Luego, son trasladadas a lugares lejanos, ya que la distancia hace más vulnerables e indefensas a las víctimas.
La forma principal de traslado suele ser el engaño, aunque a veces se efectúan secuestros.
Otros métodos consisten en la convocatoria de falsas agencias de modelos o el contacto a través de Internet, incluso usando identidades falsas.
“Las modalidades más comunes de engaño por parte de estas redes son las promesas de cambio de vida, mucho dinero, poca experiencia necesaria para el trabajo, desplazamientos a otras provincias, cobertura completa de gastos (pasajes, por ejemplo); por eso hay que sospechar de estos tipos de ofertas laborables”, enumera Candela Balbuena.
Existen las llamadas “provincias de origen”, de donde mayormente se captan a las mujeres. Las mismas son Misiones, Formosa, Corrientes, Santiago del Estero, Tucumán, Salta y Chaco. Desde esos lugares, son enviadas a “provincias de destino”, como Buenos Aires, La Pampa, Chubut, Santa Cruz, Mendoza, San Luis, Córdoba, La Rioja, Tierra del Fuego o la Ciudad de Buenos Aires.
No obstante, esas rutas fueron descriptas en base a estadísticas, lo que no impide que haya caminos inversos o numerosas “casas de tolerancia” (prostíbulos) en las denominadas provincias de origen. Incluso, raptan personas para enviarlas al exterior.
Argentina es un país de tránsito, de destino, de origen. Porque, buscando lo exótico, buscan a mujeres que tengan rasgos diferentes a los del lugar donde se habita.
A las argentinas las mandan a Europa.
Acá vienen mucho mujeres de Centroamérica.
Y también hay una captación de mujeres del norte que mandan al sur, o del sur al centro. Hay lugares clave, como Mar del Plata, que son turísticos, o también lugares de frontera, donde hay minas o extracción de petróleo”, describe la encargada del área de Comunicación de la Red de Alto al Tráfico y la Trata Argentina (RATT Argentina), Noor Jiménez Abraham, una entidad con presencia en ciudades de todo el país.
Para ella, “el estereotipo del varón consumidor (de sexo pago) juega su poder con la mujer: esa es la mayor satisfacción, no la satisfacción sexual”, asegura.
En ese sentido, explica que el consumidor promedio es un hombre de alrededor de 40 años, con buen estatus social y que, en general, está casado: “No es que necesita tener sexo y no lo puede tener de otra manera, son varones que pueden acceder al sexo fácilmente”, aclara.
Eso sucede porque, de manera similar a lo que ocurre en casos de femicidio o de violencia física, muchos hombres sienten que la mujer es propiedad suya y llegan a matarla cuando ella se quiere divorciar, pretende estudiar o tomar una decisión autónoma.
A su vez, es usual que ofrezcan prostitutas como parte de un acuerdo de negocios, en una gira musical o, incluso, para sobornar a personas (CORRUPTAS O PARA CORROMPERLAS) dentro de un paquete de gratificaciones, entre otros ejemplos.
En el video “Las rutas de la trata” mencionan indicios que pueden evidenciar estar en presencia de casos de trata con fines de explotación sexual.
Ellos son: si parece menor de edad (incluso si dice ser mayor), si habla en un idioma extranjero o con un acento o tonada de otro lugar, si no puede aceptar un encuentro fuera del sitio donde trabaja, si vive en el lugar de trabajo, si no es ella quien recibe el dinero o si tiene que pedir permiso para todo.
Ante cualquier sospecha de una situación de trata, conviene llamar a la línea telefónica gratuita 145, dependiente del Programa Nacional de Rescate y Acompañamiento.
“Las denuncias pueden ser anónimas y son recibidas por un equipo de psicólogas y trabajadoras sociales, las 24 horas, los 365 días”, detalla la vocera del Programa. Volver…
Desde la sanción de la Ley 26.364, de Prevención y Sanción de la Trata de Personas y asistencia a sus víctimas, en abril de 2008, y hasta abril de este año, se rescató a 6.604 víctimas (un 12% de ellas son menores de edad), en el marco de 3.096 allanamientos.
Por su parte, entre enero y abril de 2014 recibieron 308 denuncias en la Línea 145.
De ellas, 199 correspondieron a llamados por explotación sexual, 40 por personas desaparecidas y 3 por publicidad de oferta sexual (el resto se reparte entre explotación laboral y otras causas).
El sufrimiento de una mujer no culmina cuando logra escapar o es rescatada: “Por un lado, las redes las buscan porque saben que están muy vulnerables y son fáciles de captar y, por otro, las mismas personas sienten que estaban más seguras o que tenían techo y comida porque, a veces, ni sus familias las quieren de nuevo”, manifiesta la referente de RATT Argentina.
Esa situación se da, sobre todo, en poblaciones conservadoras donde se estigmatiza a las mujeres que atravesaron situaciones de prostitución.
Ante cualquier sospecha de una situación de trata, conviene llamar a la línea telefónica gratuita 145.
También aparecen problemas de salud –causados por la situación de trata– y de pobreza. “Reinsertarse lleva mucho tiempo, hasta un año.
Esa persona tiene que volver a tomar seguridad, desconfía de todo: ha estado en una situación de violencia EXTREMA, tan grande que se la compara con personas que han estado en campos de refugiados o han sido víctimas de terrorismo de Estado, porque han padecido muchas violencias juntas”, grafica.
Para su atención, el Programa Nacional de Rescate y Acompañamiento posee un equipo interdisciplinario (donde se conjugan profesionales en psicología, trabajo social, abogacía, ciencias políticas, sociología y medicina) que evalúan las condiciones y situaciones particulares de las víctimas.
La tarea de la dependencia comienza con un requerimiento judicial de intervención y culmina cuando las víctimas prestan declaración. Luego, se articula con otros ministerios para acompañar a las damnificadas.
También existen instituciones no gubernamentales, como la Casa del Encuentro, que brindan asistencia.
“Últimamente existe una mayor conciencia, ha habido un trabajo de los medios de comunicación, y eso ha hecho que la gente más alejada de estas temáticas llegue a reconocerlas –considera Jiménez Abraham–.
Pero, igualmente, la base crece porque crece el consumo.
Mientras haya demanda, vamos a estar corriendo atrás del delito”.
En ese sentido, sostiene que existe una solución posible: “Se va a ganar la batalla el día que los varones decidan no tener más sexo pago; el día en que no haya demanda habrá terminado la trata de personas”.

¿Qué es la trata?

La Trata de Personas es una violación a los Derechos Humanos.

De acuerdo con la Ley 26.364, sancionada en 2008 y modificada en 2012, se refiere al “ofrecimiento, la captación, el traslado, la recepción o acogida de personas con fines de explotación, ya sea dentro del territorio nacional, como desde o hacia otros países”.

Abarca:

“a) Cuando se redujere o mantuviere a una persona en condición de esclavitud o servidumbre, bajo cualquier modalidad;

b) Cuando se obligare a una persona a realizar trabajos o servicios forzados;

c) Cuando se promoviere, facilitare o comercializare la prostitución ajena o cualquier otra forma de oferta de servicios sexuales ajenos;

d) Cuando se promoviere, facilitare o comercializare la pornografía infantil o la realización de cualquier tipo de representación o espectáculo de dicho contenido;

e) Cuando se forzare a una persona al matrimonio o a cualquier tipo de unión de hecho;

f) Cuando se promoviere, facilitare o comercializare la extracción legítima de órganos, fluidos o tejidos humanos”.

El consentimiento de la víctima no exime de responsabilidad a los autores ni a los partícipes del delito.

CASO: Turismo Carretera

Al cierre de esta edición, 18 personas –entre ellas una chica de 16 años– fueron detenidas en Nogoyá, acusadas de integrar una red de trata que ofrecía sexo a los participantes del Turismo Carretera.

El hecho ocurrió cuando regresaban de la carrera que esa categoría disputó en Concepción del Uruguay el 18 de mayo, según informó el Diario Uno de Entre Ríos.

En el caso de la menor, ella denunció haber sido obligada a prostituirse y solicitó asistencia.

Los más comprometidos del grupo son tres conductores y una mujer, quienes serían los proxenetas.

Desde Auto Bild intentamos contactar a las autoridades de la Asociación de Corredores de Turismo Carretera (ACTC) para conocer su posición con respecto al tema, sin éxito.

“Naturaliza el rol de la mujer como objeto” “Con ver a las promotoras, ves lo cosificada que está la mujer (en el ambiente automotor) –manifiesta la encargada de Comunicación de Red de Alto al Tráfico y la Trata (RATT Argentina), Noor Jiménez Abraham–: están vestidas para mostrar el cuerpo al máximo y tiene un lugar de figura de adorno, es una parte del producto.

Es lo mismo que para vender un auto se pone al lado a una modelo: el mensaje es que si tenés ese auto vas a acceder a mujeres como esa.

Naturaliza el rol de la mujer como un objeto que está dentro del pack de consumo”.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s


A %d blogueros les gusta esto: