Para qué.

by
Cada vez que llueve, por si las moscas, te escribo. Y no envío lo que te escribo. Cada vez que llueve, te extraño, aunque no te digo que te extraño. Cada vez que llueve y cuando no llueve, pienso en vos, pero no te digo que pienso en vos, ni que te extraño. Cada vez se me hace más difícil recordarte, pero espero la lluvia como si fuera una planta sedienta de agua y de amor. Ahora que no llueve, también en soledad, tampoco espero tu regreso. Ya no, nunca más.
 
Por Samuel Córdoba Castellanos.

Una respuesta to “Para qué.”

  1. FILATINA Says:

    Reblogueó esto en AMBIENTE EN ARMONÍAy comentado:

    Te escribo. Y para qué.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s


A %d blogueros les gusta esto: