Información sobre los radares que deberían estar funcionando en el norte de Argentina para evitar el colador a la soberanía que hacen traficantes de las mafias narco, personas, trata de personas, bebés, órganos y contrabandistas.

by
Alerta | DEBATE
Opine | Enviar a un amigo Ir a Urgente24

Respuestas secretas de Defensa sobre los radares invisibles de Invap

El Estado Nacional sigue sin brindar respuestas consistentes acerca de la ejecución de las partidas presupuestarias que corresponderían al plan de radarización que fue readjudicado a la empresa Invap Sociedad del Estado, creada en la década de 1970 por un convenio firmado entre la Comisión Nacional de Energía Atómica de Argentina (CNEA) y el Gobierno de la Provincia de Río Negro, con sede en la ciudad de San Carlos de Bariloche. La relación entre el Invap y la Administración Kirchner ha resultado tan dispendiosa como intensa.

La compañía iNVAP será proveedorA de 3 radares 3D para Guatemala, como parte del préstamo aprobado por el Congreso guatemalteco.

CIUDAD DE BUENOS AIRES (Urgente24). “No vamos a hacer ninguna declaración”, dijo el gerente de la empresa estatal Invap, Héctor Otheguy, cuando fue consultado por el diario Río Negro acerca del cumplimiento del plan de radarización. “Quien tiene que hablar es el cliente” (la Fuerza Aérea Argentina), agregó.
De acuerdo al relato de los Kirchner, Invap tiene tecnología muy avanzada y por eso le concedieron la construcción de radares para el control del territorio y el espacio nacional, destinándose millonarias partidas presupuestarias.
Hasta la fecha, los radares no se encuentran operativas y no hay información sobre la ejecución de la inversión asignada con fondos públicos.
El ex asesor del Ministerio de Defensa, Ricardo Runza, criticó en duros términos la efectividad del “primer radar 3D hecho en el país por Invap, Sociedad del Estado”.
Runza sostuvo que “estos radares, en realidad, más que un producto nacional y popular son una especie de macrocelular ensamblado en Ushuaia (Tierra del Fuego) con componentes que provienen de Alemania, USA y otros países”.
El ex funcionario evaluó que por esa razón “la vulnerabilidad estratégica que tiene la adquisición de estos radares es peor que si se hubiese adquirido un radar de un único proveedor de un determinado país”.
El senador nacional Ernesto Sanz (UCR-Mendoza) denunció públicamente que sus preguntas, y las de otros senadores, al jefe de Gabinete de Ministros de la Nación, Juan Manuel Abal Medina (hijo), acerca de este tema fueron respondidas en un sobre lacrado por el Ministerio de Defensa, que les informó que se trataba de “secreto de Estado” y, por lo tanto, no estaban autorizados a divulgar el contenido de la información proporcionada.
Por ese motivo, Sanz exigió que la exposición de Abal Medina (h) tuviese un apartado sin periodistas ni cámaras para, en sesión secreta, debatir la información proporcionada por el Ministerio de Defensa.
Esto quiere decir que la opinión pública seguirá sin conocer la situación del plan de radarización, no existiendo datos fehacientes acerca del destino del dinero de los contribuyentes.
Resulta muy cuestionable que el Estado Nacional rechace informar a la opinión pública, cuando es la que financia el plan de radarización, acerca de la situación de semejante iniciativa tan importante para la seguridad de todos.
Acerca de los radares, aparentemente invisibles, del Invap debe considerarse que fueron autorizados por sucesivas leyes de Presupuesto.
De acuerdo a lo que constató Urgente24, existieron partidas asignadas para la radarización en los presupuestos aprobados para los ejercicios fiscales
2004 (Ley N°25.827),
2005 (Ley N°25967),
2006 (Ley N°26078), y
2007 (Ley N°26198)
En todos esos presupuestos nacionales de Ingresos y Egresos, se autorizó la adquisición y la modernización de radares TPS y de radares secundarios.
Esto consta en la planilla N°18 del Artículo 18 del Presupuesto año 2004.
También en la planilla N°18 Anexa al Artículo N°12 en los presupuestos correspondientes a los años 2005, 2006 y 2007.
La autorización del gasto se efectuó a la jurisdicción de gasto 45, que corresponde al Ministerio de Defensa/Programa de Gasto 18. Es decir que dicho gasto autorizada estaba financiado presupuestariamente.
Cabe agregar que en esos ejercicios fiscales, el Tesoro Nacional gozó de fuertes superávits.
Los montos autorizados para la compra de radares que suministraría Invap fueron:
Año 2004  $ 290.680.188.
Año 2005 $ 366.007.188.
Año 2006 $ 360.189.000.
Año 2007  $ 345.000.290.
Resulta un secreto de Estado dónde se encuentran los radares invisibles de Invap. Una alternativa consiste en que el dinero se haya destinado a otro gasto, contando para ello la Jefatura de Gabinete con la emergencia económico-social que cada año ha concedido el Congreso de la Nación al Ejecutivo Nacional durante la década K, para así poder reasignar partidas sin necesidad de autorización legislativa.
De todos modos, es muchísimo dinero y la opinión pública seguirá sin conocer en detalle qué ha ocurrido.
 DONDE ESTÁN ESOS RADARES  ¿??????   O NO SE COMPRARON Y LA PLATA SE GASTO EN OTRA COSA ¿????????
Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s


A %d blogueros les gusta esto: